principios básicos para congelar los alimentos

¿Estás interesado(a) en conocer los principios básicos para congelar los alimentos? En las próximas líneas serán planteadas algunas recomendaciones generales respecto al tema.
Principalmente, una vez que el alimento acaba de ser cocinado debemos esperar que llegue a enfriarse a una temperatura ambiente. Al encontrarse en dicha temperatura podremos introducirlo en el congelador, e inclusive, como mejor opción, podemos enfriarlos anticipadamente en el refrigerador. Al introducirse alimentos calientes en el congelador, la temperatura en el interior del congelador aumentará. Esto es debido a los siguientes adversos:
  1. El aire caliente puede ocasionar alteraciones en los alimentos como bolsas de hielo o quemaduras por frío.
  2. Los alimentos que están en el interior del congelador, principalmente los que están en contacto con el alimento caliente, pueden descongelarse de forma parcial.
  3. El congelador consume mucha más energía para conseguir congelar el alimento.
En el caso de los alimentos como pescados crudos o carnes, la mejor opción es envolverlo en papel de film transparente. De esta manera evitamos o, por lo menos, minimizaremos las quemaduras por frío, que los alimentos tomen sabores y/o colores ominosos causado por la influencia de alimentos cercanos o deshidrataciones superficiales. El papel aluminio no se recomienda para esta tarea ya que presenta algunos inconvenientes, como las adherencias a los trozos de carne.
Si deseas congelar frutas, éstas poseen mucha agua por lo que lo más ideal es introducirlas en almíbar o azúcar antes de iniciar el proceso de congelación; en cuanto a los huevos, debes tomar en cuenta de que si los introduces crudos y enteros en el congelador, su interior se dilatará al congelarse y la cascara terminará reventándose. En caso de congelar la yema por separado ocasionará lo mismo: el interior se dilatará y terminará reventándose. Las claras pueden ser congeladas de manera independiente. Los huevos cocidos no soportan el proceso de congelación debido que la clara suele separarse en láminas.

Comentarios